La AFA en la estrategia política-social

Futbol

Por Domingo Riorda

Argentina

Sobre la tarde del lunes 16 implosionó la noticia de la renuncia de  Daniel Angelici, Boca;  Rodolfo D’Onofrio, River; Víctor Blanco, Racing  y Matías Lammens, San Lorenzo  al Comité Ejecutivo de la AFA. Detrás del hecho se encuentra la idea de la Super Liga que ellos impulsan.

Hasta ahora, martes 17, se informa que quedaron en suspenso (stand by) y que habrá una nueva reunión por la tarde. Se dice que Tinelli -detrás de Lammens- se enojó porque el Presidente Actual reculó de intervenir la AFA por miedo a Hugo Moyano, a quien tiene de amigo/enemigo en el plano de la política directa.

Es posible que Moyano, presidente de Independiente y que declaró dejar la CGT para dirigir la AFA, se lleve las criticas generalizada dada su polémica imagen negativa. Los otros cuatro zafarán porque pertenecen al círculo social que el inconsciente colectivo acepta como de los sectores que saben, los profesionales, “doctores” mientras que Moyano es de los “negros”  que se lavaron las “patas” en Plaza de Mayo.

La cuestión es que Moyano supo armar un poder económico y militante distinto al de los cuatro y le disputa el área del futbol como factor de gran influencia en la instalación del poder político. El tema de discusión es la Super Liga, proyecto clasista que el Ejecutivo Nacional apoya y que se inserta en su posición de lo que debe ser el país.

Escondido y no tan escondido, se encuentra la idea de transformar los clubes en Sociedades Anónimas (SA) que, entre otras negatividades, las autoridades de un club dejan de ser electas por sus socios y socias y son elegidas por las reglas de las SA.

De esta manera pasan a ser organizaciones como en España e Inglaterra donde los clubes que mandan son los que consiguen más dinero, como repiquetea el Cholo Simeone, el argentino director técnico del Atletic. Asi, mientras en esos países el tope ganador siempre son los clubes ricos en Argentina aparecen otras instancias, como actualmente Lanús y Godoy Cruz, que pueden disputar desde otras realidades económicas.

Es posible que ante tal situación de introducción política ideológica en el futbol surja el masoquismo local y se baje la expresión “los argentinos somos así”  Sin embargo no es un asunto solo nuestro. Además de las menciones de España e Inglaterra se encuentra, entro otros, países como Alemania que, desde el 2910, fortaleció las subvenciona de los clubes con el propósito de promover los  futbolistas alemanes que den la dimensión alemana en este deporte y Estados Unidos demuele la FIFA por corrupción con la intención de que en el futuro Estados Unidos sea quien domine la dirigencia del futbol internacional.

En Argentina el asunto futbol-política no es nuevo como no lo es en otros lugares. Tampoco la confusión que plantea la toma de posición que hoy sería Moyano-Presidente del PRO. La aparición de la Dictadura del 76 en aquel campeonato internacional realizado en Argentina tiene escondido el dilema de Cesar Menotti, Director Técnico de la selección nacional.

Ante el golpe de Estado se preguntó qué hacer. Admitió que su designación era del anterior gobierno, pero lo sustancial fue si libraba la batalla de darle al pueblo una gran alegría o someterse a las autoridades de la Dictadura. Eligió lo primero, Optó por la alegría del pueblo. Le valio muchas críticas pero el tema sartriano de la problemática de las “Manos Sucias” tiene siempre esas posibilidades grises contra el mito de lo blanco o  negro.

Estas disquisiciones no van a proponer una opción que quiebre el enredo actual. El propósito es percibir que es una cuestión repetitiva y que en una de esas habrá que optar por una de ellas. No nos salvará  de lo grisáceo.

Optar por la Super Liga es reforzar el capitalismo quien es la causal de estos desmedros. Optar por Moyano, que es acompañado por Alfredo Dagna, presidente de Olimpo y Jorge Milano, vicepresidente de Villa Dálmine será introducirse en esas apasionantes incógnitas que tenemos los argentinos y argentinas.

El capitalismo ilustra a sus representantes por lo que no nos asombrará de que aparezca una posición aparentemente intermedia y que ella enrede aún más el panorama. El asunto es que tengamos claro de que se trata. El capitalismo sigue teniendo poder y se la ingenia para desorientarnos. (PE)

SN 0175/16

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s